El secreto está en el origen

Los productos con Indicación Geográfica (IG) y Denominación de Origen (DO) son únicos.
Su calidad se conserva de generación en generación, respetando las costumbres propias del lugar en el que fueron elaborados.

Detrás de cada uno hay recetas típicas y secretos que fueron pasando de padres a hijos a través de los años.
La historia, la cultura, las características de la región y el vínculo de los productores con el territorio hacen que estos alimentos sean diferentes.

Salame Típico
de Colonia Caroya

Primer alimento argentino en obtener una Indicación Geográfica
Salame Caroya

Salame
de Tandil

Más de un siglo de historia

El Salame de Tandil es un producto singular que forjó su historia y su anclaje cultural a lo largo de varias generaciones.

Salame de Tandil

Cordero
Patagónico

Delicia del sur
Magra, tierna y de exquisito sabor, ideal para hacer a la parrilla.
Cordero Patagonico

Chivito criollo
del Norte Neuquino

Primer alimento argentino
con Denominación de Origen
Chivito Criollo del Norte Neuquino

Melón
de Media Agua

Manjar dulce
Redondo, piel color crema, lisa y suave. Dulce como una golosina.
Melon de Media Agua

Yerba
Mate

Una infusión con mucha historia
Yerba Mate

ALCAUCIL
PLATENSE

Cosechado en su punto óptimo
Alcaucil